Juegos para niños vivos y muertos

I

 

   Asustan conmigo a una pequeña niña desobediente. Tan sólo unas sonrisas mías de vaga complicidad me introducen con todas las consecuencias en el juego. Ocupo la mesa de al lado. Estoy con barba de muchos días y mis habituales pelos inconexos. La niña se muestra reacia al cuarto mandamiento y desvía hacia mí una mirada, todo sea dicho, sin demasiada misericordia. A los padres les basta para lanzar la calamitosa amenaza: “¿Te quieres ir con él, es eso lo que quieres?” Con el rabo entre las piernas, quizá interiormente impresionada por tal mundo de posibilidades, otra niña renuncia al paraíso.

II

 

“…y la muerte no es nada más que un cuento para niños.”

Tristan Tzara

  

Sin riesgo un niño puede perderse en la ciudad

No hay peligro para los cachorros de las ruinas

Todos saben que no van a ningún lado

Y que nada puede retener su marcha.

Los niños que caminan solos son fantasmas

Y hay poca gente que los pueda distinguir.

Juegan a saltar entre los coches

Y cuando se sienten descubiertos

Vuelan hacia el centro de la tierra.

 

Anuncios

~ por juannicho en junio 20, 2010.

Una respuesta to “Juegos para niños vivos y muertos”

  1. Demasiado evocador para mi, pero bello porque decribe sentimientos y realidades.
    Por desgracia, la infancia de muchos es más dura que la etapa adulta de algunos….

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: