Finales felices

   “En una obra que data del año 165 a.C. , Terencio pone en escena a Filomena, que fue violada en la oscuridad una noche que se dirigía a los misterios. Se casa con Pánfilo sin mencionar la violación, pero su nuevo esposo no la toca porque ama apasionadamente a Baquis, la prostituta. Pánfilo se va de viaje. Filomena descubre que está embarazada del violador, puesto que su marido no la ha tocado. Aguarda aterrada su regreso. Al final Pánfilo se da cuenta de que fue él quien la violó una noche, antes de casarse, sin saber que era ella. Todo el mundo llora de alegría: el violador es el marido. Este happy end es “casto” en el sentido romano.”

De El sexo y el espanto, Pascal Quignard

Anuncios

~ por juannicho en junio 29, 2010.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: