Los mitos se repiten (III). ¿Madres de Dios? ¿Flores para María?

   “El nacimiento de los cultos femeninos gira alrededor de las estaciones, las cosechas y toda la naturaleza. Ésta se diviniza y se convierte en madre y esposa. Ya desde el período del Neolítico, la imagen de la Madre Tierra aparece representada con las llamadas Venus, cuyos senos y vientres exageradamente abultados simbolizaban la fecundidad de la tierra fértil. Es importante resaltar que esta Madre Tierra es presentada como una virgen. Sea cual sea el nombre que se le atribuya,siempre es la misma. Ella representa las fuerzas reproductivas, renueva la vegetación, favorece las cosechas y ofrece alimento a los seres humanos y a los animales.

   Cada pueblo tiene su propio ritual de esponsales y su propio nombre característico, pero sus poderes y prerrogativas son similares. Su boda es celebrada anualmente en primavera, cuando todo “renace” y florece, después de surgir de una tierra durmiente en invierno. La resurrección es alegoría de primavera y la muerte lo es de invierno. La arqueología, con sus hallazgos, permitió obtener información sobre esa tradición que perdura desde la misma aparición del hombre. Con el nacimiento de la escritura, ésta siguió con la vieja tradición, narrando su historicidad y desarrollo.

Semíramis y Tammuz

   En un principio, puede seguirse el rastro de esas divinidades femeninas en el Génesis cap. X, vers. 8-10, en que es citado Nemrod o Nimrod. Esta divinidad, que es asesinada, es vengada por su esposa Semíramis, engendrando de forma sobrenatural un hijo que, según esa tradición, era la resurrección de Nimrod (que pasó a llamarse Tammuz). Pero el aspecto más importante de dicha narración mítica es que, una vez que Semíramis dio a luz, continuó siendo virgen. Con el transcurso del tiempo se convirtió en diosa y recibió el título de “Reina del Cielo”. Diosa pagana y “Madre de los dioses”, en tierras de Sumeria y Caldea, pasó a ser “Baalti”, que en latín vino a significar “Mea Domina” y, más tarde, en italiano, “Madonna”.

   Este culto babilónico nace del mito de la diosa Semíramis o Samárides, la cual da a luz un hijo engendrado por un rayo de sol. Tammuz, su hijo, es el libertador de la tierra, pero, ya adulto, muere debido al ataque de un jabalí salvaje. Ante su muerte, Semíramis llora durante cuarenta días (¿origen de la Cuaresma?), tras lo cual se celebra la resurrección de Tammuz. Su madre era venerada ofreciéndole en el ceremonial una Hostia…

   En Fenicia prosigue el mito, pues el padre, conocido como el “Dios Sol”, es Baal, y en su mitología aparece su hijo, llamado Baal-Tammuz. Esta influencia babilónica no sólo se centra en Fenicia, sino que lo hace también en otra gran cultura que a su vez influenció a otras, como la egipcia. En ésta, el mito recae en Isis, mito semejante en el cual engendra un hijo, Horus, de forma sobrenatural, pues su padre es Ra, “Dios del Sol”. Horus es la reencarnación de Osiris y su destino es el de impartir justicia.

                                                                                             

   Doctrinas y mitos semjantes van a influir de nuevo en otra cultura extremadamente importante como fue la romana, que la tomó como culto independiente de sus propias divinidades, como demuestra el hecho de que, justo en la colina vaticana, se erigió un templo a Isis en el año 80 a.C. Sus doctrinas fueron adoptadas sin problema alguno por la denominada sociedad clásica y, junto a la griega Artemisa y la romana Diana (divinidad lunar), muy parecidas, fueron veneradas y adoradas por multitud de creyentes. Su culto, el último abolido de la religión pagana, fue debido a un decreto de Justiniano en el año 535 d.C. Es de destacar como dato importante que, en su faceta de “Reina del Cielo”, su imagen era representada posada sobre una luna creciente y rodeada por doce estrellas sobre su cabeza. Imagen tradicionalmente así representada y una de las más habituales en el catolicismo: el de la Virgen como Reina del Cielo.

Ishtar

   En Babilonia la “diosa madre” era Ishtar. Diosa madre de la fertilidad y reina del firmamento. Fue la precursora de la Astarté de los griegos y de Afrodita. Con los romanos fue conocida como Venus y venerada como madre amantísima y, por ello, diosa del amor. Los babilonios dieron varios títulos a Ishtar, entre ellos: “la Virgen”, “la Santa Virgen” y “la Virgen Madre”. No es casual que los mismos epítetos le sean dados a María. Los estudiosos son de la opinión de que de la palabra “Astarté” e “Ishtar” (Ashtart en fenicio) proviene la palabra “estrella”. Ello se basa en que en las fronteras de Babilonia se la representaba con una estrella de ocho puntas. Curiosamente, en el escudo del Vaticano puede verse una estrella de ocho puntas, aunque le sean atribuidos, naturalmente, otros conceptos. Además, en el culto babilonio se celebra el llamado festival de Ishtar, en el que se conmemoraba la muerte de su consorte un “viernes” y su resurrección un “domingo”.

   Tres mil años después de que en Egipto se instituyera el culto a Isis y su hijo, los teólogos cristianos de Alejandría (Egipto) dieron el título de “Madre de Dios” a la mítica Virgen María. Con ello, no seguían ninguna tradición o indicación bíblica, sino todo lo contrario: proseguían con la muy arraigada tradición de la diosa pagana del universo. Respetar o venerar a la doncella judía María como madre del Mesías, según la naturaleza de la carne, sería correcto y razonable, pero adorarla como “Madre de Dios” es puro paganismo y supone la aceptación de un dogma impuesto por la Iglesia en uno de sus numerosos concilios. Isis con su hijo Horus y María con Jesús tienen un paralelismo más que evidente (y sus respectivas teologías, en más de un aspecto). Asiria tenía a su propia reina del cielo y al niño dios, Ishtar-Tammuz. Fenicia, a Astarté-Baal; Grecia, a Afrodita-Eros, y Roma, a Venus-Cupido.

   Otros referentes mitológicos pueden seguirse desde Éfeso, en que la imagen de Diana es representada con numerosos senos, que simbolizan su extrema fecundidad como dadora de vida. En Alemania se trata de Herta. Si nos trasladamos a los países escandinavos, encontraremos a Disa llevando a su hijo a hombros, y si viajamos hasta Oriente, comprobaremos cómo en la India, la madre pagana Indrini está acompañada por su infante, también conocida con el nombre de Is, la gran diosa, con su hijo Iswara. En China, dicha madre es Shing-Moo, nombre que significa la “Santa Madre”, representada con una aureola de gloria alrededor de su cabeza y un niño en sus brazos. Este halo o nimbo pasó a ser en todas las religiones símbolo de santidad.

   Todas las religiones que se han impuesto a las demás han convertido en profano lo que para ellas era considerado como sagrado, y, en cambio, han sacralizado todo lo que había de profano en la propia cultura. Astarté, Deméter, Ceres, Cibeles, Isis, Diana y una larga lista de divinidades fueron convertidas por cristiana definición en profanas. En cambio, María es considerada sagrada. ¿En base a qué y con qué autoridad pueden negarse unas creencias que no son las propias y, en cambio, afirmar como ciertas las que sí lo son?

   No quiero entrar en los dominios de la llamada teología, que desconozco debido a  mi total desinterés, pues se suele presentar desde un punto de vista partidista. Prefiero, por el contrario, conocer aquellas ideas y aquellos conceptos que han sido los forjadores de las denominadas teogonías y cosmogonías en las que se han basado pueblos y culturas.

   Si la existencia de Dios está por demostrar, según unos, y según otros resulta algo indiscutible, creo necesario obviar el término teología, al tratarse, literalmente y por definición, del estudio de todo cuanto concierne a la naturaleza, atributos, perfecciones y propiedades de Dios. Polemizar sobre la autenticidad de unas creencias cuyas bases fundamentales se basan en otra creencia más resulta aberrante o, cuando menos, un insulto a la inteligencia.

Shing-Moo

   Una visión general dentro del estudio antropológico, filosófico y religioso del pensamiento humano debe ser estudiada y medida por un mismo rasero. No puede haber excepciones. De existir, estaríamos faltando a la verdad histórica. Verdad que hay que buscar concienzudamente, pues ha sido falseada, tergiversada y rescrita según intereses y, sobre todo, por la ambición de poder.

   Si una supuesta energía, entidad o fuerza cósmica ha sido causa y principio de todo el universo, y además ha sido la que ha promovido y creado todas las leyes existentes conocidas y por conocer, ¿esa misma fuerza es la que ha creado a las divinidades, a las madres vírgenes y a sus hijos salvadores del mundo? ¿Es esa energía la que ha tenido que manifestarse físicamente para que nuestros pecados sean perdonados? Si ello nos lleva a la reflexión, a cuestionarnos y ser críticos con las instituciones religiosas, tal vez veamos cómo todas ellas han tenido la necesidad de beber de una misma fuente: el desaliento y el desasosiego del ser humano ante su inevitable finitud.

   Todas esas diosas madres, presentadas como vírgenes ante los creyentes de sus respectivas religiones, posiblemente no sean más que representaciones simbólicas, y como tales hay que tomarlas e interpretarlas; de lo contrario, estaríamos ante un dios que va contra natura y en contra de las leyes por él mismo establecidas. Estaría actuando de igual  modo que las religiones instituidas, es decir, según las conveniencias del momento. Si la fe es por definición una creencia que no puede probarse (creer sin ver), tampoco puede imponerse como doctrina o dogma. Y eso es lo que ha sucedido desde un principio.

Astarté... (Pura vida)

   El supuesto poder espiritual, que no el terrenal, de la clase sacerdotal se impuso a la sociedad desde el principio de los tiempos a través de métodos psicológicos muy efectivos y tan antiguos como la propia sociedad: la utilización de los sentimientos y las emociones del ser humano. Manipulándolos a su antojo y según las épocas, las organizaciones eclesiásticas supieron ver en cada instante cuáles eran las carencias sociales y sus necesidades en el ámbito religioso. Se buscó el método más apropiado y, con ello, se consiguió contentar a las gentes y permanecer de este modo en el poder temporal. Nada mejor que ofrecer una imagen piadosa, dulce y mediadora entre el hombre y la divinidad: la Diosa Madre. Imagen que contrastaba con la de esa divinidad -no olvidemos que siempre masculina, por obra y gracia de la clase sacerdotal- hierática, vengativa, intransigente (que no justa), que condenaba y mandaba todos los males sobre la tierra a todos aquellos que no seguían o no creían en sus decretos.

   Mucho antes de que la jerarquía cristiana presentara y aceptara la imaginería de diferentes vírgenes con un infante en sus brazos o con frutos y flores, sus antecesoras ya eran así representadas. (…)”

De El triunfo del paganismo, Xavier Musquera

 

 Continuará…

Anuncios

~ por juannicho en diciembre 11, 2010.

10 comentarios to “Los mitos se repiten (III). ¿Madres de Dios? ¿Flores para María?”

  1. este es un buen comentario contar la misma aberracion del catolicismo romano yo te lo digo a sido un error humano al quererse alejar de las reglas establecidas del DIOS verdadero y solo te puedo decir que EL verdadero CRISTIANISMO nunca a seguido a Serinamis ni a Talmuz siempre hemos estado en contra de ello desde los tiempos de NOE desde antes que NOE existiera siempre seguimos a CRISTO a traves de la historia biblica.
    Porque CRISTO estubo antes que todo fuera hecho y solo se reencarno en hombre hace 2000 años si lees la biblia te daras cuenta que JESUS o mejor dicho YESHUA vino a enseñarnos a ser verdaderos humanos osea q sin DIOS no hay valores morales que nos distingan de las demas criaturas.

    • Todos lo disque seguidores de Cristo todo critican y para todo hayan respuestas en la biblia y por supuesto todo lo malo es culpa del diablo jaja abran ya sus ojos espirituales si quieren saber la verdad busquen en la historia con verdadero objetivo y con criterio muy abierto, y se daran la sorpresa de su vida esto para nada contradice la existencia de Dios ni de Jesus mismo no sean necios como los fariseos y se crean expertos y sabios en sus conocimientos, si esto es apenas el comienzo

  2. Es impresionante, como la Gran ramera del Apocalipsis ( Iglesia Católica), ha mezclado todo…,verdad con mentira….por eso que dice que es la prostituta..porque ha echo beber del vino de su fornicación a las naciones. Lo más triste es que hay tanto Católico sincero que va tras estas creencias…Algunos piensan que no es necesario estudiar estos temas,porque solamente sirve amar a Dios. Pero dice la escritura ” mi pueblo se perdió por falta de conocimiento” ( Oseas 4 : 6 )
    “Abrid las puertas, y entrará la gente justa guardadora de verdades (Isaias 26:2)
    Además Jesús dijo en Mateo 24 :15, que “cuando veáis en el lugar santo la abominación desoladora de que habló el profeta Daniel (el que lee entienda). ¡Que era abominación a los ojos de Dios…? Dice en Ezequiel 8:14 ” Hijo de hombre¿ no ves lo que éstos hacen, las grandes abominaciones que la casa de israel hace aquí para alejarse de mi santuario?. Pero vuelvete aún,y verás abominaciones mayores.
    Versículo 14 : ” Y me llevo a la puerta de la casa de Jehová, que está al Norte; y he aquí mujeres que estaban allí sentadas endechando a TAMUZ.
    Versículo 16. ” Y me llevó al atrio de adentro de la casa de Jehová y he aquí junto a la entrada del templo de Jehová,entre la entrada y el altar,como veinticinco varones,sus espaldas vueltas al templo de Jehová y sus rostros hacia el oriente, y adoraban al sol,postrandose hacia el oriente…………Sigue leyendo el capítulo 9 de Ezequie ” Y entre ellos había un varon vestido de lino, el cual traía a su cintura un tintero de escribano ” a él le dijo Dios “ponles una señal en la frente a los hombre que gimen y que claman a causa de todas las abominaciones…… Matad a viejos,jóvenes……….,pero a todo aquel que tenga la señal , no os acercaréis y comenzaréis por mi santuario.. AHORA COMPARENLO CON APOCALIPSIS 9:4.
    TODO LO QUE TENGA ALUSIÓN DE ADORACIÓN AL SOL ( EJEMPLO: Respetar el día del SOL, o adoración de imágenes y todo el paganismo que el papado a introducido, cosecharán estas terribles calamidades y los juicios de Dios. Porque han olvidado a su Creador..Ely…

  3. Muy buen Informe!!! 🙂

  4. Muy interesante tu punto de vista, no te he de negar que es así, todo lo que has dicho anteriormente, pero es peligroso dependiendo de con quién lo debatas, puedes llevar a la gente común a no creer en nada y de esta manera vaciarlos, no dando sentido a su vida, somos por naturaleza creyentes, primero creamos, luego analicemos como lo haces tú, a mi personalmente me es cómodo, reconfortante también si quieres, creer en Dios y en María, su Madre. Me hace sentir no tan desamparado en este universo, que he de suponer lo sabes, va sin sentido por el cosmos, somos nada si miramos todo el contexto, el ser Hijos de Dios, nos da una fuerza extra para llevar nuestras vidas, yo lo entiendo , pero el resto, los matas como seres humanos entendés? repito no niego lo que sabes y analizas, es sí aproximadamente, pero también te repito, somos naturalmente creyentes, me encantó tu artículo, estaría bueno debatir con un café de por medio, sería muy interesante, saludos desde Concordia, Argentina.

  5. Me parece que el comentario de Walter Gustavo Oliveri en junio 19, 2012 a 11:42 am, que dice: “Muy interesante tu punto de vista, no te he de negar que es así, todo lo que has dicho anteriormente, pero es peligroso dependiendo de con quién lo debatas, puedes llevar a la gente común a no creer en nada y de esta manera vaciarlos, no dando sentido a su vida”, es un comentario desastroso y muy pernicioso. Lo único que le da sentido a la vida es Dios; es Jesucristo; lo demás es carroña. Un saludo.

  6. Esta cultura de expandió en muchos ligares de la tierra ,, la cual ahora muchas religiones , no lo toman en cuenta , .. mas que todo por ignorancia

  7. Extraordinaria investigación y mejor razonamiento en la conclusión, si es que se puede hablar de conclusión acerca de un tema que aun no se ha explorado a profundidad. Ya sea por miedo a las intituciones dogmáticas de siempre o por mera aceptación incuestionable a un sistema que ya no puede sostenerse sea por su antigüedad o por sus obviedades y mas por sus incongruencias. Como sea, la verdad se encuentra todavía lejana para la gran mayoría de la población mundial. Tradiciones,
    dogmas e infalibilidades tendrán que caer como castillo de naipes antes de que el ser
    humano pueda vislumbrar

  8. Esta es una importante aportación a la historia de las creencias religiosas. No cabe duda que investigar el origen de los mitos vigentes puede desatar polémicas. Y si entendemos que la investigación debe atenerse a los hechos verificables, habría que advertir a los que sólo se interesan en lo que les agrada o “edifica” que esto no es para ellos. Ya desde antes del siglo X a. C., en la ciudad de Ugarit se celebraba la muerte y vuelta a la vida del dios Hadad, mejor conocido por su título de Baal. Los archivos rescatados por los arqueólogos lo demuestran. Siglos después los textos evangélicos retoman el tema asignándole un nuevo significado, pero la esencia mítica es la misma. A muchos esto les desagradará pero es un hecho, los textos de Ugarit están disponibles para quien desee revisarlos.

  9. Todo esto es cierto…no pueden ocultar la falsedad de la religión católica..pero el Señor Jesucristo no llama a la discordia sino al arrepentimiento, debemos orar y predicar la palabra de Jesus ( no solo ser oidores de ella) a aquellas personas que están siendo engañadas por esta y otras doctrinas falsas, que solo engañan al pueblo de Dios y lo mantienen alejados de el..Por mucha evidencia que le demuestres a un católico religioso de que el esta siendo engañado, este no te creerá mas bien te odiara. Hay que orar por estas personas y pedirle al Señor que les quite la venda de los ojos y les de el entendimiento de la verdad, es verdad que conocemos..” QUE SOLO POR MEDIO DE JESUCRISTO Y SOLO POR EL PODEMOS SER SALVOS”…La palabra de Dios es como una espada de doble filo que penetra hasta en el corazón mas duro, solo el Señor puede dar entendimiento a estas personas, por eso debemos predicar la palabra de Dios y orar por ellos…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: