A quien pretenda propagar el miedo

 

   [He aquí el porqué de lo estúpido de las declaraciones del Conseller d’Interior cuando insinuaba que había que “lograr que la gente le tuviera más miedo al sistema”… He aquí el motivo por el que las personas (¡incluso los políticos!) deberían tener más cuidado con las cosas que dicen. Y es que las palabras no son inocentes y en muchas ocasiones las carga el diablo. Todo aquel que conscientemente trate de sembrar el miedo en el mundo debe saber que ya no podrá caminar tranquilo. A su espalda se estarán siempre formando entidades de inquietud. El miedo habla a cada uno de los seres del mundo. Por muy alto cargo que se sea. El miedo es ciego y acaba olvidando a sus amos. Si lo dejas entrar en el mundo, muy pronto llegará a tu puerta.]

 

EL PELIGRO NO TIENE FAVORITOS

 

   Una señora llevó a su chiquillo a la escuela del Mulá.

   -Se porta muy mal -le explicó- y quiero que usted lo asuste.

   Nasrudín asumió una postura amenazadora, los ojos centelleantes, la cara desfigurada. Saltó de un lado a otro y de pronto salió corriendo del edificio. La mujer se desmayó. Cuando se recobró, quedó a la espera del Mulá, quien regresó grave y pausadamente.

   -¡Le pedí que asustara al chico, no a mí!

   -Estimada señora -dijo Nasrudín-, ¿acaso no se dio cuenta de que también yo estaba asustado de mí mismo? Cuando el peligro amenaza, amenaza a todos por igual.

 

En Las hazañas del incomparable Mulá Nasrudín, Idries Shah

 

 

 

 

Anuncios

~ por juannicho en mayo 29, 2012.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: